Top

Carta de bienvenida

MENSAJE DE LA SERENÍSIMA GRAN MAESTRA AD VITAM, R.·. H.·. ALICIA TOYOS

Le doy la más cordial bienvenida a toda persona que haya decidido entrar en nuestra página web.

Me gustaría antes que nada explicarles que en esta página encontrará información de una Institución que lejos de ser secreta, muestra su intimidad, persuadida que el SECRETO MASÓNICO jamás será revelado. Porque el tan preciado SECRETO lo es por naturaleza y es patrimonio únicamente de los que tienen el privilegio de poder ingresar en los misterios y enseñanzas, encerrados en sus Rituales y Ceremonias.

Las Masonas uruguayas en su corta y fecunda historia han conseguido darle al Uruguay, la oportunidad de que las mujeres, tomen parte en una Institución que por siglos fue únicamente masculina. Estaba bien que así fuera en la época en que se reorganizaba la Masonería en el siglo XVIII, pero es impensable que ocurra en el siglo XXI. Nuestra sociedad necesita de todas las Instituciones que como la nuestra, formen individuos dignos, probos, inteligentes y más que nada espirituales, para volcar en ella lo mejor de cada uno.

No afirmamos que la Masonería sea la única solución para enfrentar los serios problemas de la humanidad,  pero lo que es cierto es que es una gran esperanza.  Nuestra consigna es que no quede en Uruguay ninguna mujer que lo desee de corazón y que cumpla con los requisitos, fuera de nuestras filas. Sin ser elitista la Masonería  Femenina reúne únicamente mujeres comprometidas, trabajadoras, que estén dispuestas a trabajar en bien del prójimo y que sean espirituales.

Además el hecho de ser mujeres, nos compromete aún más. Debemos recuperar el tiempo perdido. Muchos años la Masonería prescindió de nosotras. En este siglo XXI nada debe ser patrimonio de uno u otro género. Hoy somos complementarios y necesarios en todos los terrenos y la Masonería no puede ser la excepción.  Masones y Masonas desde esta maravillosa y única Escuela Iniciática, debemos trabajar desde el amor, el respeto y la tolerancia, como la Orden nos enseña, para lograr un mundo mejor para nuestros hijos, nietos y todas las generaciones futuras.

Mi más grande agradecimiento y reconocimiento a todas las Masonas que hoy llevan adelante  esta Honorable Institución y a sus familias que entendieron que el tiempo que dedican a la Orden, volverá con creces en beneficios a sus hogares.

                                                         Alicia Toyos

 

 

No Comments

Post a Comment